domingo, 6 de enero de 2013

Rompe Ralph y otros clásicos de recreativa

La época navideña es también aprovechada para el estreno de algunas películas de animación. Voy a hablar de la que he visto recientemente, cuya presentación es un auténtico homenaje a los videojuegos antiguos: Rompe Ralph, de Disney. Nos estamos acostumbrando a los éxitos de Pixar, pero hemos asistido a un largometraje que para nada tiene que envidiarle. El protagonista está inspirado en un juego que realmente se titula Arrégalo Félix (Fix-it Félix), que por supuesto también participa en la película. En dicho juego somos el  mecánico y tenemos que ir arreglando los destrozos que causa el gigante Ralph en un edificio, causando el pánico a los habitantes del mismo. Tras arreglar Félix las ventanas suficientes con su martillo milagroso, los vecinos le otorgan una medalla, agarran a Ralph y le lanzan hacia abajo cayendo en un charco de barro. Pues bien, el argumento de la película plantea el descontento de Ralph porque se siente ninguneado por ser el malo y desea conquistar medallas y fama, por lo que se fuga del videojuego de recreativa y llegará a otros donde conocerá a nuevos personajes que le enseñarán cosas importantes: Hero's duty, de acción y Sugar Rush Speedway, de coches de carreras.

La película realmente me encantó. Primero por los cameos de personajes de videojuegos clásicos como el Dr. Robotnik, Zangief de Street Fighter, Bowser, Sonic, Pacman, el fantasma, etc. Que recuerde no aparece Super Mario, aunque sí se le menciona y se especula que aparecerá en una segunda parte. Bien, el caso es que la cinta está llena de mensajes muy profundos, múltiples metáforas sobre la vida y sobre todo una moraleja con la que yo me quedaría que es que "todos jugamos un rol en nuestro sitio". Y en este caso se utiliza el doble sentido del videojuego. Una animación ágil y un colorido espectacular, aparte de un guión adaptado tanto a pequeños como a grandes (no lo considero demasiado infantil), considero que culminan una cinta muy recomendable. Desde Toy Story 3 (2010), no me había gustado tanto una película de animación e incluso su corto telonero (Paperman) no se encuentra falto de imaginación.

¿Queremos jugar al juego? pues aquí en esta web de Disney podemos a cualquiera de los tres mencionados, aunque los dos últimos son juegos que no tienen un pasado, sino que nacen en la película.  El juego de Ralph (que hasta ahora no conocía), me hizo recordar otros juegos clásicos de hace treinta años de funcionamiento sencillo y por niveles pero que merece la pena también hablar de ellos.

Así, está el Donkey Kong de NES, que no es sino uno de los primeros juegos de Super Mario. Tenemos que subir unas escaleras esquivando los obstáculos que va lanzando un gorila gigantesco hasta llegar al final y rescatar a la princesa. En cada nivel nos lo irá poniendo más complicado, lanzándonos fuego, barriles, muelles y hasta fantasmas. Es un juego igual de simple, pero todos sabemos que existen unos comienzos y pese a envejecer algo de encanto sigue teniendo. Veamos un vídeo:


Rampage salió para varias plataformas de consolas y también para recreativas. La verdad es que fue el primer juego que me vino a la mente por la película, aunque en este caso somos el monstruo que tiene por tarea destrozar una urbanización, evitando que le dañen las fuerzas del ejército y otro tipo de enemigos. Si nuestra salud se ve afectada, podemos comernos alguno que otro de los inquilinos. Al fin y al cabo somos lo que somos.




2 comentarios:

Javi Signum dijo...

Que vicios al Donkey kong. Todavía recuerdo la cantidad de barrilazos que me he comido...
Un abrazo amigo.

Raw dijo...

Y si no recuerdo mal existió una versión en consolas de estas que incluían sólo un juego grabado en memoria. No era exactamente igual pero muy parecido.

Años más tarde el gorila se hizo bueno en la saga de Donkey Kong Country jejeje :D un abrazo.